Combatiendo las garrapatas con los cítricos y los milpiés

Se conoce que las aves, los monos y otros animales frotan sus cuerpos con los cítricos y con criaturas tales como los milpiés. La razón probable es que ciertas plantas y artrópodos contienen sustancias repelentes naturales.

 

Científicos con el Servicio de Investigación Agrícola (ARS) y elInstituto Smithsonian de Biología de Conservación (SCBI por sus siglas en inglés) en el Parque Zoológico Nacional en Front Royal, Virginia, examinaron compuestos de los cítricos y de los milpiés para evaluar su eficacia contra las garrapatas. John Carroll, quien es entomólogo en el Centro Henry A. Wallace de Investigación Agrícola mantenido por el ARS en Beltsville, Maryland, e investigador Paul Weldon con SCBI probaron las reacciones de las garrapatas a más de 20 compuestos diferentes en extractos de los cítricos.

Los investigadores les permitieron a las garrapatas a subir a pedazos verticales de papel que contuvieron extractos de la corteza de limón y otras sustancias químicas derivadas de los cítricos. La evaluación de la eficacia de las sustancias fue basada en si las garrapatas entraron en las áreas tratadas, continuaron a moverse, hicieron girar, anduvieron hacia el fondo del papel, o se cayeron.

Otros experimentos involucraron poner las garrapatas dentro de paquetes tratados de papel de filtro. Después de una hora, los investigadores quitaron las garrapatas, las pusieron en su lomo, y midieron el tiempo requerido por las garrapatas para ponerse vertical, salir de un cercado y subirse a una punta del dedo.

Carroll, quien trabaja en el Laboratorio de Biocontrol y Comportamiento de Insectos Invasores, descubrieron que algunas garrapatas no pudieron salir del cercado o ponerse vertical. Entre las 24 garrapatas expuestas a una sustancia química del cítrico, había solamente una garrapata que pudo ponerse vertical. Otra sustancia mató o incapacitó las garrapatas después de una hora de exposición. Otras sustancias químicas previnieron las garrapatas de subirse a una punta del dedo.

Para descubrir por qué algunos animales frotan sus cuerpos con los milpiés aplastados, los científicos usaron técnicas similares para probar las reacciones de las garrapatas a tres sustancias químicas de benzoquinone encontradas en los milpiés. Una sustancia mató a las garrapatas, otra las repelen, y todas las tres sustancias de benzoquinone impidieron la capacidad de las garrapatas de ponerse vertical o subirse a una punta del dedo. Concentraciones más altas de estas sustancias químicas impidieron la capacidad de las garrapatas a subir por varios meses.

ARS

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s